BENEFICIOS PARA MUCHOS, PERJUICIOS PARA POCOS


Apenas unas horas habían pasado del final de la asamblea virtual del Comité Ejecutivo, cuando llegó la confirmación oficial que terminaba con todos los rumores.

La AFA daba por finalizada La Copa de la Superliga, eliminando los descensos y clasificando a los equipos correspondientes a las copas internacionales.

Esto, genero cierta tranquilidad en las instituciones pertenecientes a la máxima categoría del fútbol argentino ya que estos podrán renegociar o dar de baja los contratos que finalizan a fines de junio sin perjudicar económicamente a su club.

Este mismo comunicado, anunciaba también en forma contradictoria la finalización de los torneos de ascenso.

¿Por qué decimos que el comunicado es contradictorio?

Porque si bien se anunciaba la finalización de los torneos de ascenso y se anulaban los descensos al igual que en el torneo de mayor importancia, hasta el momento no hay ascensos y quienes están en la punta del torneo deberán, el día que la situación lo permita, seguir jugando para ganar el derecho de ascender dentro del campo de juego.

Esto indica que para quienes los resultados deportivos no fueron óptimos, el campeonato finalizaba y al igual que quienes disputan la Superliga, podrán reducir costos finalizando contratos mientras que un grupo de equipos, deberán mantener sus planteles completos sin el total de sus ingresos hasta el día en el que se puedan finalizar los torneos.

Más allá de lo discriminatorio en la resolución entre la Superliga y el ascenso, en la AFA tratan de contentar a la mayoría de los equipos afiliados ilusionándolos con una chance de ascenso sin aclarar cuantos ni de que modo se definirán los ascenso en cancha.

Esta desprolijidad se da de cara al próximo 19 de mayo, fecha en la cual El Chiqui Tapia intentara ser reelecto como presidente de AFA. Para que esto suceda necesita del apoyo de mayor parte de los clubes y no hay mejor manera de conseguirlo que salvando del descenso y de brindar multitudinarias chances de ascenso a equipos que hoy por hoy están afuera de todo.