REENCUENTRO CON LA GLORIA

La derrota de Acassuso como local frente a Almirante Brown, desató una fiesta increíble por las calles del barrio que adoptó al bohemio como su hijo más representativo.

La expectativa por el ascenso era tan grande como el ahogo contenido luego de varios años de angustia y desilusión.


Por eso ni el día ni la hora, evitaron que muchísimos hinchas de Atlanta salieran a la calle a festejar.

El Punto de reunión fue la sede social. Luego del encuentro autoconvocado, arranco una caminata que tuvo sus paradas más fuertes en los cruces de Juan B. Justo y Corrientes (donde se sumaron algunos jugadores) y Corrientes y Canning (porque no nos vengan con nombres raros, para nosotros los de Villa Crespo, Canning siempre será Canning por más que los más modernos GPS no lo reconozcan).

Los cantos, los fuegos artificiales, los recuerdos entre hinchas que se cruzaban después de un tiempo sin verse y el recuerdo de los que ya no están, no podían ser ajenos a este festejo que recién dio su inicio y que seguramente continuará dentro de 2 fechas cuando el bohemio se despida oficialmente de la B metropolitana y comience el duro camino de la B Nacional mirando un poco más de cerca al torneo de primera A que tantas veces lo tuvo como equipo participante.