LA ULTIMA VISITA DE LA BM

Cuesta mucho remontarse en el tiempo y encontrar un partido del bohemio en el que el resultado no modifique nuestro estado de ánimo y nuestra salud.

Atlanta le ganó a Comunicaciones por 1 a 0 con gol de Pedrozo y continuó con esa racha de éxitos que lo llevaron a lograr el ascenso a la BN.


Como si fuese poco, Rago extendió su invicto en el arco otros 90 minutos y el equipo desplazo al pincha de Caseros en la segunda ubicación.

Con respecto al partido, ese que por primera vez pudimos disfrutar sin dramatismo, hay que decir que el conjunto de Orfila jugó un correcto primer tiempo y aprovecho los espacios que dejaba el local, sobre todo luego del gol tempranero de Fabricio Pedrozo a los 6 minutos de juego.

Pese a no tener nada en juego, el local quería cerrar un olvidable torneo venciendo a uno de los ascendidos y así regalarle una alegría a su gente en su último partido como local.

Luego del gol el bohemio continuó lateralizando y alternando en el puesto de centro delantero a Colombini y a Martínez que según de qué lado venga el ataque, se movían como jugadores de metegol, permitiendo la subida de los laterales por el lado opuesto.

El canario hacia lo que podía y en varias oportunidades demostró
que el invicto de casi 900 minutos que posee el arquero bohemio, está muy lejos de ser casual, ya que cada vez que las circunstancias lo requerían apareció demostrando toda su capacidad.

La segunda mitad fue menos intensa. Comunicaciones se adelantó en el campo. Un poco porque así lo indicaba el resultado y otro poco porque el bohemio le entregó la pelota y la responsabilidad de torcer la historia, cosa que no sucedió pese los numerosos intentos.

Ahora se viene Talleres en Villa Crespo en lo que seguramente va a ser una fiesta. No sabemos aún quiénes van a renovar contrato pero este grupo merece todos nuestros elogios y aplausos. Es por eso que debemos concurrir a alentarlos y a agradecerles.

Para que sepan que este no es un adiós sino un hasta luego.

Para que sepan que ya quedaron en las ricas paginas de la historia bohemia y que ya sea dentro del campo, si la situación lo requiere, como en la platea como espectadores, siempre tendrán un lugar en el Gran León.